Line-up asiático del Festival Internacional de Cine de San Sebastián 2019 Entrevista a José Luis Rebordinos, director del Festival.

Como viene siendo habitual en el regreso de CineAsia tras el paréntesis de las vacaciones de verano, llega la entrevista a José Luis Rebordinos, director del Festival de cine de San Sebastián. A falta de veinte días para el inicio de la cita donostiarra, encontramos a José Luis en plena actividad, con las últimas confirmaciones y últimos invitados. En la entrevista hablamos de la dificultad que atraviesan los festivales a la hora de hacerse con los grandes títulos, y, sobre todo, de la nutrida presencia asiática que tendrá la edición de este año. Vamos ya, sin más preámbulos con la primera pregunta.

CineAsia – José Luis, preguntarte como estás, en estos días, quizá esté de más. Pero, ¿qué tal llevas la edición de este año?

José Luis Rebordinos – Con muchas ganas. Con todo más o menos pensado. Nos quedan 6 u 8 estrellas que te pueden dar el punto de que haya muchísimas o no las haya, esperando confirmaciones, negociaciones de vuelo, etc.

CineAsia – ¿Cuándo sale la programación, la parrilla?

José Luis Rebordinos – No te sé decir el día exacto, pero está previsto que salga unos 9 o 10 días antes del inicio del Festival. Solía salir el sábado antes de la inauguración, y el año pasado la sacamos el jueves, con diez días de antelación. Este año nos gustaría adelantarla al miércoles.

C – Antes de entrar en materia, querríamos una reflexión por tu parte sobre este tema: nos estamos encontrando, en los dos o tres últimos años, con el tema de las plataformas y su peso en los festivales. No sé si se puede hacer una especie de balance de si es un problema a una oportunidad y hasta qué punto podrían convertirse las plataformas en una especie de “nuevas majors” a raíz de lo complicado que parece que está siendo trabajar con ellas en estos momentos. ¿Cómo ves tú este panorama?

José Luis Rebordinos – Estamos inmersos en un cambio muy profundo. De hecho, todos los años hay algún cambio. Los cambios suceden de forma continua, pero tal vez en este momento estamos ante uno mucho más profundo y que se está produciendo muy rápidamente en el tiempo, con la irrupción de los dispositivos móviles en un primer momento y en un segundo, la de las plataformas, el streaming, el VOD, etcétera. No es que las majors estén desapareciendo, dando lugar a las plataformas, sino que esta transformación lleva a que seguramente una de las plataformas más importantes del mundo va a ser Disney. Las propias majors están, por ejemplo, cambiando, ya que tienen que ser productoras, tienen que seguir siendo distribuidoras para todo el mundo y, al mismo tiempo, tienen que empezar a trabajar como plataformas. Eso está cambiando absolutamente todo, porque el modo de producción va a cambiar, y las propias majors que normalmente generaban un material potente, grande, para lanzar en salas, van a tener que generar diferentes tipos de productos, seguramente crearán productos que vayan directamente a sus plataformas y, probablemente, el producto que llegue a salas será cada vez menor. Eso ya está pasando. Desde el momento en que esto cambia, es decir, que van menos películas a una gran distribución en salas porque van pronto a las plataformas, también la inversión en publicidad en salas, y de rebote en los festivales, pues va a ser menor. ¿Cómo van a irrumpir las plataformas? ¿Qué inversión van a hacer en publicidad y en festivales? Está por ver, porque está empezando ahora. Creo que hay que adaptarse y estoy convencido de que al final habrá una regulación del mercado y se normalizará la situación, y creo que a la larga también tenemos que aprovechar lo que tiene de oportunidad, y de alguna forma los festivales tenemos que caminar al mismo tiempo que van caminando los cambios en el audiovisual.

CA- Por ejemplo la inauguración del Festival de Sitges será una producción de Netflix…

JLR – Exactamente, y una película muy esperada para los amantes del fantástico. En ese sentido, sí, nosotros tenemos tres películas de Netflix: una en Perlas, The Laundromat; en Zabaltegi la película de Mattie Diop; y en Sección Oficial fuera de concurso Diecisiete de Raúl Sanchez Arévalo, creo que no me dejo ninguna. El año pasado ya tuvimos en competición oficial una película coreana suya (Illang: la brigada del lobo). Si la plataforma que sea hace buen cine, se llame Netflix, HBO, la que sea, los festivales nos vamos a interesar por esas películas. ¿Qué festival no hubiera puesto, a concurso o no, la nueva película de Martin Scorsese? Todos. ¿Por qué? Pues porque es una de las películas más importantes del año, la produzca Netflix o no. Los que queremos ver el mejor cine le haríamos un hueco a Scorsese seguro. Hay que adaptarse, y no hay más remedio.

CA- Vamos ya con el contenido del Festival, y este año en vez de plantearte preguntas corrientes, hemos querido enfocar la entrevista como una especie de test. Llámalo «vamos a medir tu  frikismo cineasiático” o algo así (risas)…

JLR(risas…) Vale, venga…

CA – En el año 2000, un joven coreano de 31 años presentaba en Sección Oficial del Festival de San Sebastián su ópera prima. ¿Recuerdas su nombre y título? 

JLR – Claro que sí, Boon Jong-ho, y su Perro ladrador, poco mordedor.

CA – ¡Muy bien! Barking Dogs Never Bite con la que se presentaba el joven Bong Joon-ho en el Festival de San Sebastián, el festival que lo descubrió. Evidentemente tenemos que hablar de Parásitos… ¿Qué nos cuentas de ella?

JLR – A mí Parásitos me impresionó muchísimo, es decir, yo sigo pensando que Cannes es el Festival más importante del mundo, sin lugar a dudas, no solo por su potencia comercial e industrial, sino porque creo que lleva unos años con una sección oficial espectacular. El año pasado había cuatro o cinco peliculones, empezando por el de Almodóvar, la de Céline Sciamma, Parásitos… Pero en concreto la de Bong me parece de esas películas que se te quedan, me parece que es una película que pasará a la historia, una mezcla de género con thriller, terror, comedia… La producción es espléndida, unos actores increíbles, y al final una metáfora política de una fuerza incontestable. Yo creo que es ya una de las grandes películas de la historia del cine, pocas veces me encuentro al año con películas que me impresionen tanto. Y estamos muy contentos porque, yo no soy muy loco de quién descubrió a quién, pero bueno, sí es bonito recordar datos como ese que son curiosos, y sí es verdad que cuando nadie conocía este joven apostamos por su película. Todavía me acuerdo de las discusiones dentro del comité de selección, porque nos gustaba a todos, pero decíamos.. “¡nos van a matar!”, y de hecho tuvo críticas en general bastante regulares.

CA – Sí es verdad que no es de sus películas más queridas, aunque nosotros siempre la sacamos a relucir en nuestros cursos porque nos parece un buen ejemplo de lo que hace Bong precisamente…

JLR – Me hace mucha gracia cómo, y aunque es normal porque ha pasado el tiempo, críticos que la pusieron no muy allá ahora hablen bien de ella… Me gustaría sacar también la hemeroteca de lo que decían algunos críticos de Sonatine, y luego ver lo que dicen de la película hoy y de la obra de Kitano… Las películas las vemos en diferentes circunstancias, y hay algunas a las que el tiempo pone en su lugar. Somos un Festival más pequeño que Cannes, Berlín o Venecia, y a veces nuestra función es esa, intentar descubrir autores que sabemos que con el tiempo acabarán en esos festivales, y nuestro trabajo es buscarlos. Cuando a veces es difícil para otros apostar por ellos, por las características de nuestro Festival es quizás un poco más fácil hacer pequeñas locuras.

CA – Y hablando de esas nuevas miradas, nos vamos a la sección Nuevos directores, y seguimos en Corea porque tenéis una perlita… cuéntame sobre The Scattered Night.

JLR – Es una película muy bonita. Usamos esa palabra, bonita. Una película familiar, sobre unos padres que se van a separar, unos niños que te enamoras de ellos… Creemos que es una película que va a encantar al público, y que puede ser un poquito, como el pequeño Jesus del año pasado: una película pequeña pero muy inteligente, muy bien hecha, pequeña pero con mucho corazón… Creo que va a ser una de las películas importantes, y esto lo digo muy convencido de que la sección de Nuevos Directores lleva unos años con mucha, mucha fuerza, porque notamos que cada vez más gente quiere ver el cine de esa sección y eso nos permite hacerla más potente. Creo que esta va a ser una de las preferidas del público.

CA – Hablando de Corea, aunque no se si tiene mucho que ver, pero en Zabaltegi tenéis una coproducción Francia-Corea, Isidora´s Children, pero muy coreano eso no debe de ser.. ¿verdad?

JLR – Es una película de Daniel Manivel, director que ya estuvo en San Sebastián. Tiene que ver con el arte, es la historia de una bailarina, y es una película muy tierna y a la vez muy especial… No te quiero contar tampoco mucho, diría que es una mirada al mundo del arte, lo que es para una madre su hijo, muy hermosa. Está relacionada con la danza y como diferentes mujeres y diferentes historias relacionadas con la mujer y con su situación, de alguna forma van a encontrar en la danza su punto de encuentro, una salida.

CA – Vamos a continuar con el test: ¿película ganadora en Nuevos Directores de San Sebastian 2018?

JLR – ¡Jesus!

CA – Muy bien… Película japonesa, y este año repetís con otra película del país en la sección: Bonfire at Down.

JLR – Estamos muy contentos porque con Japón, creo, estamos haciendo un trabajo importante últimamente, viajamos una o dos veces al año, tenemos muchos contactos con los independientes, cada vez se nos conoce más, y así es como podemos acceder a películas. El año pasado con Jesus, que era una película pequeña, muy independiente, nos la mandaron para que la viéramos, nos enamoramos y la cogimos. Este año es un poco parecido, de hecho de la película japonesa de este año no teníamos ninguna referencia, y de la que un buen día nos llega un link para verla, y nos encantó. En este caso es un padre que lleva a su hijo a un lugar apartado para enseñarle un tipo de danza tradicional japonesa, y cómo a partir de ahí avanza la relación, pues poco a poco vamos a ver cómo el padre intenta transmitir lo que sabe de la vida a su hijo; va a ir apareciendo también la figura de la mujer en Japón… Es una película muy hermosa, de esas independientes que en muchos países orientales, pero especialmente en Japón se están produciendo en gran cantidad, pero que no nos llegan. Creo que puede ser una de las buenas sorpresas de la sección, aunque insisto, estamos muy orgullosos de Nuevos Directores y pensamos que tiene mucho nivel, aunque eso luego lo deberéis decidir vosotros.

CA – Seguimos con Japón, hace unos días se hacía público el anuncio de la película que representaría al país en los Oscar, y ya sabemos que estás muy atento a las redes sociales…

JLR(risas) ¡Y a lo que hace Makoto Shinkai! Ya pusimos Your Name en una proyección especial en su momento, fue un exitazo increíble en San Sebastián, y ahora este Weathering with You está arrasando en Japón como bien sabéis. Es una película que nos gusta muchísimo y nos hubiera gustado que hubiera competido en la sección oficial, pero por los propios compromisos que tenía Toho de estreno en otros países asiáticos, ese estreno simultáneo en Asia nos ha impedido ponerla a competición. Va a ser una película de Perlas, pero estamos encantados de tener la premier Europea y nos gusta también que en un Festival aparentemente muy serio podamos jugar con los géneros, como la ciencia ficción. Sabéis que metemos mucho cine de género, y bueno, creo que esta es una de las grandes, grandes películas anime del año, como Children of the Sea, una película espléndida… Hay mucho cine de animación estupendo, no solo el que vamos a poner nosotros, sino que también el de festivales como Sitges, Gijón o Sevilla, pues la animación de muchos países está viviendo un buen momento. En San Sebastián, como en Sitges, siempre intentamos que el cine de animación japonés esté presente.

CA – Seguimos con el test: 2014, un realizador chino de la Sexta Generación recibía el Oso de Oro en la Berlinale y…

JLR – ¡Black Coal!

CA – (risas) ¡Te nos adelantas!

JLR – Cuando tuve la oportunidad de verla en Berlín todavía no había ganado el premio, y la verdad es que me pareció espectacular, me pareció un peliculón como la copa de un pino, y además de un tipo de cine que a mí me gusta: ese cine chino que tiene un punto social, un punto de thriller, película de crimen con un punto de violencia muy sucia, dura, Black Coal, Thin Ice me encantó. Y ahora la nueva película del director, The Wild Goose Lake, me parece una película espléndida también. Este año hemos decidido meterla en Zabaltegi-Tabakalera en lugar de en Perlas porque nos parecía que iba a encajar mejor, tiene una apuesta estética muy especial que la hace una película única y por eso lo hemos preferido. Yo creo que es una cinta muy interesante.

CA – Continuamos. En 1997 eras el director de la Semana de Terror de San Sebastián, donde seleccionaste, por primera vez en España, una película de un director japonés que con el tiempo se ha convertido en un director de culto.

JLR – Fudoh, The New Generation de Miike Takashi… Es muy curioso porque cuando la seleccionamos, me acuerdo como si fuera ahora, el primero del equipo que la vio, que no recuerdo quién fue, nos la pasó diciendo “¡mirad esto, mirad esto que es alucinante!”… Aquel cuerpo de guardia que eran dos colegialas que lanzaban dardos con su coño… Era muy divertida, era algo nuevo. Descubrir a Miike Takashi era descubrir algo diferente, un cine loco pero con un nivel cinematográfico alucinante… Miike es un director espectacular, que tiene películas mejores y peores, pero las buenas son muy buenas. Nosotros lo pusimos por primera vez, pero luego hay que reconocer al Festival de Sitges su trabajo poniendo sus películas, reconociéndolo, etc. Estamos muy contentos porque él tiene previsto venir a San Sebastián, pues no conoce nuestra ciudad, y le apetecía venir. First Love, además, es una de sus películas que más podía encajar en nuestra programación, y ahí está en Zabaltegi también. Ha sido muy bien recibida, y aquí con el público de la Semana está asegurado que va a ser un éxito de público, conocedor, va a haber mucha gente que ya sabe lo que va a ver, sabe quién es Miike. Esta es una película más de bandas que de sus locuras más terroríficas, pero bueno en su línea y me parece espléndida también. Y sobre todo este año en Zabaltegi-Tabakalera, que a veces tenemos películas muy serias, que buscan nuevos caminos, también nos gusta seleccionar películas que buscan esos nuevos caminos rompiéndolos, riéndose de ellos, esas películas que son más casi para una sesión nocturna. Estamos muy contentos de que esté Miike Takashi y que pueda venir por primera vez al Festival.

CA – Genial, allí lo veremos…  A por otra pregunta: si no recordamos mal, año 2011, tu primer año como director del Festival, en sección oficial programabas una película titulada 11 Flowers. ¿De quién estamos hablando?

JLR – Pues si no me equivoco, es el director de So Long, my Son…

CA – Exacto, es Wang Xiaoshuai.

JLR – Es un director que me ha gustado siempre mucho las cosas que hace, y creo que So Long, my Son, me voy a atrever a decir que, como la película de Bong Joon-ho, es de las películas que más me han impresionado este año. Yo la vi en Berlín, y salimos fascinados, y de hecho llamamos al salir de allí a Avalon que sabíamos que estaba detrás de ella, para decirle que la queríamos. Es una película que durante dos horas te mantiene el interés porque no sabes adónde te lleva, y en la última hora con un montaje increíble hace que todas las piezas encajen y entiendas todas las pequeñas historias de la gran historia. Es uno de los peliculones de este año sin lugar a dudas.

CA- Estamos repasando estos días su filmografía porque este señor no tiene una entrevista, sino una entrevistaza, y desde The Days, La bicicleta de Pekín… 

JLR – Creo que es uno de los grandes directores del cine chino. Tiene una obra con un poso… es increíble, porque es una película de un maestro: hay que atreverse a montar ese dispositivo sabiendo que no lo vas a cerrar hasta la última hora en una película de tres horas, hay que ser muy valiente. Y hay momentos que hasta podríamos decir que es confusa, pero en la última hora todo encaja como un reloj. Es increíble su montaje. Me pareció muy emocionante, y la interpretación de los dos protagonistas, bueno, no me extraña que ganaran el premio de mejor interpretación en Berlín…

CA – Seguimos con el cine chino, no sé cómo lo estáis viendo este camino de globalización que está tomando su cine, con cantidad de blockbusters, pero también con producciones independientes pequeñitas que todavía consiguen su hueco. ¿Qué nos dices de la única película asiática que tenéis a competición que es Lhamo and Skalbe?

JLR – Es de un director de cierto prestigio que ya ha hecho un recorrido en festivales. Es, junto con Pema Tseden, uno de los directores tibetanos que tiene recorrido internacional. La película es clásica, muy bien hecha, tiene una cosa muy interesante y es que nos aporta datos sobre cómo es la vida en Tíbet. Es una historia sobre un chico que se quiere casar, y que no puede hacerlo, porque antes tuvo una boda de conveniencia, con una chica con la que nunca convivió. Entonces cuando quiere volver a casarse por amor con su novia real, la burocracia china, en este caso chino-tibetana, le va a hacer volverse loco con muchísimas complicaciones. Es una película que me parece muy, muy hermosa a nivel de imagen, muy bien filmada, con un tema importante detrás… nos gusta mucho la película.

Y aprovecharía para comentar un poco lo que decías antes, estamos viviendo un momento muy peculiar con el cine de China: por un lado, creo que hay un control mayor de las películas, de censura (hay películas como la de Zhang Yimou, que quería presentarse en Berlín, y todavía no está disponible), pero al mismo tiempo, están saliendo muchas propuestas, películas muy independientes… Y luego está el que China está intentando abrirse al mundo, quiere entrar por intereses económicos, y con el cine va a hacer lo mismo. Hay un fenómeno muy curioso. Están los grandes autores de toda la vida, están estos independientes que van haciendo su camino, y luego estamos empezando a ver producciones chinas de acción, con mucha producción que quieren entrar en el mercado europeo internacional. Creo que todavía no lo consiguen. Para entendernos, creo que intentan hacer un «Indiana Jones» chino, y que nos guste, y con mucho dinero. Creo que quieren conquistar el mercado comercial internacional y, aunque todavía no han llegado a ello, hemos visto películas muy bien hechas, y de ahí que creo que dentro de poco vamos a comenzar a ver un cine comercial chino exportable muy poderoso. Porque producen con mucho dinero, y el acabado de las películas de acción y de aventuras es espectacular.

C – Tenemos el ejemplo de The Wandering Earth, que, en este caso está en Netflix.

JLR – Exacto. Y muy chula, la verdad. Estoy convencido de que los chinos van a llegar con este cine a los mercados internacionales no tardando mucho, de hecho ellos se están abriendo a que producciones europeas se estrenen en China a cambio de que luego los grandes agentes de ventas internacionales les compren películas chinas para el exterior. Conociendo lo listos que son y el poderío económico que tienen, creo que vamos a tener una presencia en occidente de cine chino interesante en los próximos años.

CA: Y seguimos en China, porque en la sección Clásicos ponéis una película de culto: nos vamos a la Quinta Generación con el señor Tian Zhuangzhuang. El ladrón de caballos con copia restaurada…

JLR – Copia restaurada, maravillosa. Queremos darle un poquito más de fuerza a los clásicos, y vamos a poner, además de la retrospectiva, tres películas muy diferentes: Mishima de Paul Schrader, Satantango de Bela Tarr y este El ladrón de caballos que es una película que no he vuelto a ver desde que la vi estrenada en su momento, y que me entusiasmó. En Cannes ya se puso esta copia restaurada, y es una delicia ver esta película con esos colores en una copia digital perfecta, va a ser de esas que voy a sufrir por no poder ir a ver. Es una película para disfrutar en pantalla grande, en Tabakalera…

CA – Y otro de los clásicos que acabas de comentar es Mishima, coproducción americano-japonesa de Paul Schrader. ¿Está también restaurada?

JLR – Sí, con Ken Ogata, y de la que también tengo un recuerdo maravilloso. Soy bastante fan de Paul Schrader en general y aquí nos cuenta los últimos días de Mishima, antes de quitarse la vida, y rememora su vida y su obra a través de flashbacks. Mishima además es un personaje muy contradictorio, que está entre el culto a la belleza y una intelectualidad poderosa. Muy controvertido. Es una película que me impresionó mucho.

CA – No nos alejamos mucho de China, y esto es una pista… Si te digo que, tenéis una de sus películas en Sección Oficial este año, y que muchas veces nos olvidamos de los “-ijistán”…

JLR – La kazaja, claro. Y además no es cualquier cosa, creo que es una película muy especial. A veces alguien te dice “de allí no hay muchos nombres”, pero Adilkhan Yerzhanov es un director que ya ha competido en grandes festivales, ha estado en Cannes … Esta A Dark Dark Man es una película muy hermosa, una coproducción con Francia, que en realidad es un thriller, pero donde el paisaje y el tiempo son fundamentales. Fíjate, salvando las distancias, hay una secuencia que recuerda a la de OldBoy… Cuando los aficionados la vean se darán cuenta… Es un thriller especial, que habla de la corrupción; una película muy, muy curiosa, y muy hermosa. Creo que la proyección en ese Cubo grande del Kursaal va a ser una delicia. Es una de las grandes apuestas del Festival de este año.

CA – Esta siguiente pregunta es bastante facilita. ¿Si te pregunto por el nombre del director asiático que más veces ha estado en San Sebastián…?

JLR – Hombre, Koreeda (risas). Koreeda es más que un director para nosotros, es un amigo del Festival, alguien a quien el año pasado le dimos el premio Donostia, fue un momento muy bonito, muy emotivo, había fallecido recientemente la actriz con la que él había rodado tanto…

CA – Kirin Kiki…

JLR – Exacto, y él la quería mucho. Y bueno, un momento muy emotivo también porque para él San Sebastián es un Festival muy importante, por muchas razones. Para nosotros, esta es su casa, y siempre estamos encantados de tener sus películas, unas te pueden gustar más y otras menos, pero todas tienen interés. Es un hombre muy inteligente que sigue explorando los temas de la familia, con unos temas muy definidos, de gran sensibilidad en lo humano y en lo profesional, y siempre es un placer recibir a Koreeda, que estará por supuesto en San Sebastián.

CA – ¿Y qué me dices de The Truth? Porque muchos teníamos miedo de que se alejara al rodar en Europa, con actrices no japonesas, de que dejara su “savoir faire”…

JLR – Creo que estéticamente es muy diferente a lo que ha hecho hasta ahora, aunque temáticamente tiene mucho en común con su obra. Es como si fuera una mezcla de cierto cine de calidad francés y la obra de Koreeda. Es una especie de híbrido entre su cine japonés y el cine de calidad francés que conocemos, con esas grandes actrices, que en la película están maravillosos las dos, Catherine Deneuve y Juliette Binoche. Es un poco diferente, y yo también tenía un poco de miedo de cómo se iba a recibir, porque el que quiere ver una típica película de Koreeda no se va a encontrar eso, se va a encontrar otra cosa, que tiene interés por su calidad, pero muy diferente a lo que ha hecho hasta ahora.

CA – Y no podría terminar este test, este menú completo de lo asiático en San Sebastián sin un buen postre… ¿Qué vamos a tener asiático en Culinary Cinema?

JLR – Vamos a ver una película muy bonita, rodada en la zona de Hokkaido, y que trata sobre la alimentación de los restaurantes de proximidad. De hecho ya sabéis que esto va con una cena temática, que no va a ser tanto una cena japonesa, aunque va a ser un homenaje al film, pero va a ser con producto de proximidad vasco. Se titula Restaurant from the Sky, un film de ficción del que valoramos no tanto lo cinematográfico como lo temático. Fíjate que casi todos los años tenemos alguna película japonesa en la sección, e incluso nos cuesta hacer la selección, porque siempre hay varias propuestas interesantes. Para nosotros la cocina japonesa es siempre muy importante.

Pero luego tenemos otra película en Culinary de Corea que se llama Wandering Chef, “el chef errante”. Es un bellezón de película, porque es la historia de un chef que cocina con todo lo que se encuentra en el bosque. Tiene un restaurante, que no es un restaurante de lujo ni nada, y nos cuenta su historia de cómo su madre le abandonó, y en un bosque cercano encontró a una pareja de ancianos, y en cierta forma tomó a la mujer como su madre. Él les visita, les ayuda a hacer cosas, les cocina… En el tramo final de la película, que es bellísimo, cocina 108 platos siguiendo una tradición budista. Es una película muy bonita porque él es un personaje muy especial, muy herido por la vida, y esa abuela maravillosa que es como esos grandes personajes orientales, representando la sabiduría de la vida… una pasada. Es una de nuestras preferidas de Culinary, y aquí sí viene el cocinero.

CA – Y ya la última y un poquito atrevida… ¿Nos adelantas presencias?

JLR – Pues hasta este momento están previstas las presencias de Koreeda, Wang Xiaoshuai, los dos directores coreanos y el japonés de Nuevos Directores, Adilkhan Yerzhanov, Yo Oizumi, y Takashi Miike… si nada se tuerce a última hora…

Muchas gracias José Luis por el rato compartido y ¡¡nos vemos en Donosti!!

Por Enrique Garcelán y Gloria Fernández

 

 

 

 

   Enviar artículo en formato PDF   

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. Angela Yun dice:

    Querido Enrique Garcelán y Gloria Fernández,
    Con sus permisos, traduzco este artículo como otros años anteriores y lo publico en mi blog china para el publico chino.
    Muchas gracias.
    Saludos,
    Angela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *